La Isla Siniestra (Shutter Island) – Crítica


Facebook Twitter Google
 << 157 veces compartido

Por Sandra Ríos

“Shutter Island podrá no ser una historia singular y la más destacable de Scorsese, pero si está bien contada, bien actuada, bien ambientada y desarrolla. Verdadero thriller psicológico donde muchas cosas pasan y nada es evidente”.

Gone, Baby, Gone (Desapareció una Noche), Río Místico y Shutter Island (La Isla Siniestra) son tres exitosas obras todas del escritor estadounidense Dennis Lehane que han sido adaptadas para cine. Desapareció una Noche fue dirigida y actuada por Ben Affleck y en su momento recibió nominación a Mejor Actriz de Reparto por la interpretación de Amy Ryan, mientras que Río Místico (2003) dirigida por Clint Eastwood y protagonizada por Sean Penn fue multipremiada en los Globo de Oro y los premios de la Academia. Eso de entrada nos habla un poco de la escritura fluída, descriptiva y sin duda cinematográfica de esta pluma.

El turno ahora es para La Isla Siniestra, su segunda novela publicada en el año 2003 que ahora se adapta bajo la directriz de Martin Scorsese, uno de los considerados directores de culto que recientemente recibió el galardón “Cecil DeMille” por sus contribuciones en la industria. La carrera de este director no se ha escapado a los altibajos gracias a fracasos como el de El Rey de la Comedia y el musical New York, New York, sumado además a la división que ha causado en la crítica después de su alianza con su actor fetiche, Leonardo Dicaprio.

Por eso hoy día son muchos los que esperan bien poco de sus obras; sin embargo, la adaptación de esta gran novela si tiene muchos de los matices por el que este director se ha hecho admirar. Shutter Island es un thriller psicológico muy bien definido que nos envuelve en las intrigas y grandes misterios de una extensa isla que sirve de zona de experimentos de trastornados mentales que han cometido crímenes atroces. Ahí en donde parece estar la correccional más aislada del mundo, desaparece una mujer. Por eso son enviados dos investigadores para aclarar el extraño hecho.



Lo que sucede en adelante es toda serie de giros que se toman su tiempo y espacio para ocurrir, y que no le dan respiro al espectador. Temores, pasados ocultos, duras verdades, corrupción, remordimientos bélicos y delirantes experimentos humanos hacen parte de ese juego psicológico y detectivesco en el que nos mete la película, en la que todo puede pasar y en la que lo que parece evidente nunca es tal.

Gracias a unas buenas actuaciones, una música sensacional e inquietante que acompaña a esta cinta, los primeros minutos son suficientes para comprender que La Isla Siniestra no es más que un lugar plagado de los pensamientos más oscuros de quienes la habitan y se atreven a visitarla. Reflejo en parte de la paranoia de una sociedad, herencia directa tras la Guerra Fría. La paleta de colores, oscurecida, gótica, también ayuda a adentrarnos en una atmósfera malsana, sofocante y de tensión continúa con las que se logran unas buenas escenas y de bella estética, especialmente en aquellas donde la realidad y la ficción que vive su personaje central, parecieran fundirse.

  • Recaudación a la fecha: 143 millones de dólares
  • Estreno Oficial: 19 de Febrero de 2010

Calificación:  

Ficha Técnica
Director: Martin Scorsese
Género: Thriller Psicológico
Duración: 2Hr 28Min
Reparto: Leonardo DiCaprio, Ben Kingsley, Mark Rufalo
País: Estados Unidos
Año: 2010

Sinopsis
Año 1954, en plena Guerra Fría, cuando Teddy Daniels, un alguacil de Estados Unidos de América y Chuck Aule, su nuevo compañero de investigaciones, son llamados a Shutter Island para investigar la inverosímil desaparición de una astuta asesina en serie de una celda bajo llave dentro del impenetrable Hospital Ashecliffe. Rodeado de sagaces psiquiatras y peligrosos pacientes psicóticos en la remota isla azotada por lluvias y vientos huracanados, ellos penetran en una atmósfera espeluznante y volátil que sugiere que nada es lo que parece ser.

Trailer




Facebook Twitter Google
 << 157 veces compartido

Suscríbete - CineVistAmigos

Síguenos en Twitter

Síguenos en Facebook