Reseña de Amazona, la coexistencia entre maternidad y libertad


Por Sandra M Rios U
sandra-rios@cinevistablog.com

Facebook Twitter Google
 << 8 veces compartido

Hay cosas que no se pueden sacrificar. ¿De qué sirve una mujer sacrificada?

 

Una de las grandes decisiones de un ser humano es el de darle vida a otro. El solo hecho de concebirlo nos carga de unas inmensas responsabilidades difíciles de cumplir por las complejidades que nos habitan.

Amazona es una película sobre esas realidades; sobre la coexistencia entre maternidad y libertad, sobre la enemistad entre ambos conceptos a la hora de ser madre.

Este documental es narrado por una hija, Clare, cuya madre, Val (Valeria Meikle), fue fiel a la premisa de que en la vida lo más importante es la vida de uno mismo y por ello tomó el rumbo que lograra satisfacer su sentido de libertad, aunque eso implicara sacrificar la vida de sus hijos, su estabilidad e incluso su convivencia.

De espíritu libre desde joven, tuvo cuatro hijos a quien desde pequeños permitió que crecieran sin mayores restricciones, sin apegos a espacios particulares. Pero el detonante que la lleva a dejar a sus hijos para buscar la felicidad de su ser interior, internándose en lo profundo de la selva amazónica, fue la muerte inesperada de una de sus hijas en la tragedia de Armero.

Clare Weiskopf, la directora, tenía 11 años cuando se despidió de su madre, edad donde entender ese tipo de decisiones es muy difícil. Ahora próxima a ser mamá, se encuentra con ella, en su espacio, para mostrar quién es su sabia madre, una mujer auténtica, aventurera y realmente autónoma, maestra de reiki, cantadora y tocadora de guitarra. Pero también aprovecha para confrontarla ante las decisiones tomadas y que, de una u otra forma, afectaron a sus hijos, en una búsqueda de reconciliación con ese pasado, de respuestas, pero especialmente de intentar saber qué puede ser mejor ahora que será mamá, de una necesidad de arraigo.

Amazona es un documental íntimo y transparente que muestra la realidad de una mujer madre tal como es. No adorna la belleza interna natural de su personaje y tampoco oculta los dilemas, los sacrificios y las culpas de buscar el camino de la libertad. La directora narra la historia como un libro abierto y también la vemos de cuerpo presente encontrándose con su madre, compartiendo su cotidianidad, buscando algunas respuestas, reflexionando.

Esta es una película cálida que no escapa a la tensión al revelarse momentos de la vida que pueden ser juzgados – lo que por naturaleza hacemos -, o por cuestionamientos que siempre nos incomodan como los remordimientos o las responsabilidades de la crianza.

Val es una especie de outsider y en ese orden de ideas el sistema no cabe en su mundo, y por esa razón la película nos presenta un ejemplo de vida donde los conceptos tradicionales han sido derribados, dejándonos grandes lecciones. Otra de sus grandes virtudes es que tampoco tiene la pretensión de mostrar un estilo de vida como modelo ejemplar, sino todo lo contrario, de resaltar su relatividad, de mostrar los aspectos positivos y negativos que tiene, lo humano. No es una película de certezas. Al final Amazona de lo que se trata es de la aceptación de la imperfección que implica  el hecho de ser mamá.

Clare Weiskopf es tanto directa como sutil con esta historia, por eso el buen ritmo, su buena aura, su agradable estética, su buena música y sonido, su arrebatadora fotografía. A pantalla grande ha traído la historia de un gran personaje, el de su propia madre, con sus virtudes y conflictos. Hay también un balance en ocasiones difícil de lograr en este tipo de películas, al saber presentar sin exceso de apasionamientos o falsa frialdad esta historia que ha nacido de sus propias entrañas.

Amazona es una película de sentimientos genuinos que en realidad fue codirigida por quien también es coproductor, hizo cámara y sonido, Nicolás Van Hemelryck. El largometraje fue el ganador del Premio del Público en la edición 2017 del Festival Internacional de Cine de Cartagena.

Ficha Técnica

  • Directora: Clare Weiskopf
  • Codirector: Nicolás Van Hemelryck
  • Género: documental
  • Duración: 82 minutos
  • Montaje: Gustavo Vasco
  • Mezcla de sonido: Carlos García
  • Música original: Camilo Sanabria, Val
  • Colorización y finalización: José Espinosa
  • País: Colombia
  • Año: 2017

Facebook Twitter Google
 << 8 veces compartido


 


Suscríbete - CineVistAmigos

Síguenos en Twitter

Síguenos en Facebook