Spiderman/El Hombre Araña 3: El Cautivante Lado Oscuro del Superhéroe






Calificación:
Género: Ciencia Ficción
Dirigida por: Sam Raimi
Reparto: Tobey Maguire (Peter Parker), Kirsten Dunst (Mary Jane), James Franco (Harry Osborn)
País: Estados Unidos
Año: 2007
 

(Al final del artículo hablo acerca de un detalle específico de la cinta, sin ser este su final. Por si no la has visto, puedes saltarte la parte “¿Qué es lo que menos me gustó de la cinta?”)

Confieso de antemano que Spider-Man es mi superhéroe favorito y al no defraudarme esta última versión, tengo todos mis halagos hacia ella. Definitivamente es una excelente película. Cada versión ha superado la anterior y ésta superó mis expectativas y al menos las expectativas de los asistentes a la sala donde fui a verla, sala completamente llena. La emoción del estreno ayer, transpiraba por todos los alrededores del cinema y al final un fuerte aplauso se escuchó, aplauso por cierto muy merecido. Spiderman III debía ser una película diferente a las demás, debía romper todos los pronósticos, debía sorprender, debía tener más emoción, debía saciar todo lo que la gente deseaba ver de este legendario superhéroe, y todo eso por lejos se logró.

Esta nueva versión trae consigo muchas más escenas, mucho más drama y muchísima más emoción. Hay una historia central, con algunas subtramas con igual o mayor acción y drama. Los efectos en esta película, por cierto más de 900 tomas con efectos, son sencillamente “espectaculares”. Todas sus escenas son extremadamente bien logradas, el detalle de cada toma es supremamente bien cuidado y se ve reflejado en la cinta. De hecho este aspecto se convirtió en todo un desafío para sus realizadores. Más de 200 animadores y artistas, diez años para desarrollar la nueva tecnología que se implementó y que marcará un nuevo rumbo para futuras cintas, dos años para codificarla les tomó para presentar en pantalla gigante escenas y personajes tan memorables y dinámicos como El Hombre de Arena, uno de los antihéroes, que lucha contra Spiderman. Me encantó ese personaje, su creación, la idea, la forma. Las escenas con él son fabulosas. Pero no solo este personaje representó un gran esfuerzo, el nuevo traje de Spiderman, también lo hizo. Tomo 8.000 horas en total su elaboración y se utilizaron en el rodaje 40 trajes. Tan complicado como suena, resultó para Maguire (Spiderman) la puesta y maquillaje para este personaje, cuatro horas costaba su caracterización. Lo mismo para el popular Venom, el otro antihéroe.

La historia en esta oportunidad es intensa. Intensa por los deseos de Peter Parker de contraer matrimonio con Mary Jane. Intensa por el súper ego que le brota a Peter debido al reconocimiento que la gente le hace a Spiderman en esta ocasión. Intensa por la venganza de su amigo y por la lucha contra dos archi-enemigos. En las oportunidades anteriores no se había mostrado la estrecha relación de Spiderman con los ciudadanos. Puede verse un Superhéroe que le pertenece a las personas, a la ciudad y que éstas se lo demuestran o se lo hacen saber.

Otro aspecto cambiante es la profunda relación con Mary Jane, esta vez está en su mejor momento. Además, explorar el lado oscuro de Parker, aunque representaba un riesgo, fue para mi concepto, un rotundo acierto. Imaginarlo malo es una cosa, pero verlo malo, fue muy especial. Lo manejaron muy bien desde su maquillaje, el vestuario, los ademanes, hasta su personalidad adoptada. A pesar de ser malo, tan solo por un rato dentro del filme, se seguía queriendo. Explorar ese lado, bien masculino de Peter (yo que soy mujer), fue bastante llamativo y encantador. Ese podemos decir que es la percepción ligera de su transformación a malo, eje central de la cinta. Pero en su trasfondo, les puedo decir, que lo que se pretendió fue mostrarnos un héroe más humano como en efecto lo es, que lucha contra su juvenil inmadurez o ausencia de carácter. Nos presenta la lucha interna que debe enfrentar con sí mismo para despojarse de ese lado oscuro. A este punto, se que no he mencionado a Mary Jane, pero igualmente juega un papel importante. Se ve ahora más amorosa y se le brinda la oportunidad de cantar a Kirsten Dunst, actriz que encarna el personaje, tal como lo había hecho en el filme “The Cat’s Meow” (2001).

Para finalizar, dos últimos y delicados elementos que me gustaron: uno, la música sin igual. Yo suelo prestarle mucha atención, son esenciales y en efecto ésta sí que lo es, se compenetra con las escenas maravillosamente resaltándola casi imperceptiblemente. Segundo, el sutil y mesurado sentido del humor, destacando la frescura de la misma.

Como todos o la mayoría ya lo saben esta película ha roto todas las marcas. Empezando por el costo de la producción (300 millones de dólares), continuando con la marca en presentación en salas de Estados Unidos (4.252), hasta la marca más alta en taquilla (88 millones de dólares; 59 millones de su país de origen, y 29 millones en el resto del mundo), cifra lograda desde la fecha de su estreno, el pasado 01 de Mayo hasta el día de hoy.

Qué el lo que más me gustó de la cinta: El Hombre Arena, los efectos especiales, el lado oscuro de Spiderman.

Qué es lo que menos me gustó de la cinta: La muerte de Harry. Considero que no era tan necesaria. No había la real necesidad de que su odio, fuera castigado tan duramente. Perdonó y debió vivir para disfrutarlo.

Sinopsis
Con una vida más tranquila y con la confirmación de amor entre M.J. y él, se verá enfrentado a tres voraces enemigos, además de enfrentarse consigo mismo para vencer el lado oscuro que nos pone al descubierto.


 


Suscríbete - CineVistAmigos

Síguenos en Twitter

Síguenos en Instagram