Death March, película que a blanco y negro habla de un evento de la Segunda Guerra Mundial – Cannes Día 5






Death March, en blanco y negro, es la otra película que en la jornada de hoy ha abordado un tema alrededor de la guerra. La primera fue “The Missing Picture” que con figuras de arcilla minimiza en cierta medida la crudeza de un magnicidio. La segunda es ésta, también en competencia en la sección de Una Cierta Mirada.

El largometraje pertenece a Alix Jr realizador perteneciente a la nueva ola de directores filipinos, quien está vez optó por hacer un retrato de uno de los eventos más conocidos de la Segunda Guerra Mundial, la marcha de la muerte de Bataán ocurrida en 1942.

La inspiración de esta película ha resultado de las historias que de jovencito le ha contado su abuelo sobre las batallas que lidiaron los soldados capturados por los japoneses en Filipinas para poder sobrevivir a esa dura experiencia.

Death March específicamente narra los cinco días que debieron marchar estos soldados (alrededor de 70,000 entre filipinos y americanos, algunos de México) hasta llegar al campo de prisioneros de O’Donnell, obligados a caminar enfermos y bajo la inclemencia del clima.

death-march-pelicula-a-blanco-y-negro-sobre-uno-de-los-eventos-de-la-segunda-guerra-mundial-cannes-dia-5

La película se rodó en un ambiente controlado y no en locaciones externas para con ello poder transmitir al espectador los sentimientos surrealistas de sus protagonistas. Ante todo lo que ha querido el director filipino es adentrarse en la psiquis de estos soldados.

No obstante el largometraje poco ha gustado a los también pocos asistentes que acudieron a esta función en el día de hoy. La decisión de utilizar un escenario artificial, de hacer uso del blanco y negro y de una sobrecarga de slow-motion (cámara lenta), no han sido bien recibidas, pues no resultan lo suficientemente efectivas para transmitir las emociones de estos soldados y el deterioro de sus mentes.

alex-jr-cineasta-filipino-presenta-su-pelicula-a-blanco-y-negro-death-march

La forma de contar esta historia ha sido bien osada y el cineasta de antemano era consciente de ello. Antes de llegar a Cannes, el cineasta en entrevistas advertía que la audiencia podría no llegarse a sentir tan cómoda al verla porque no se nota tan real como lo es en realidad, pero que de todos modos, el espectador sería capaz de sentir que se adentra en un viaje con los personajes.


 


Suscríbete - CineVistAmigos

Síguenos en Twitter

Síguenos en Instagram