Click en el banner para más información


Click en el banner para más información

Reseña Somos Calentura, la música y el baile como resistencia a la criminalidad


Por Sandra M Rios U
Twitter: @sandritamrios


Una cámara que flota en el entorno nos lleva a un claustrofóbico espacio de una embarcación atestada de inmigrantes que los obligan a saltar en alta mar cuando una guarda costera los intercepta. Luego esa misma cámara flotando en medio de un barco abandonado, nos dirige a una orilla del mar cuya marea baja deja ver a su protagonista maltrecho, enlodado. Sobrevivió al fallido intento de huir. Así regresa a donde su pareja, quien descansa en una cama con su bebé.

El recorrido de regreso a casa nos abre el panorama que nos permite descubrir que Buenaventura es el escenario de esta película. Sus calles, el puerto, sus casas, la pobreza, el abandono, su gente, nos recuerda el ambiente violento que los ha sometido. Con esta prometedora introducción arranca Somos Calentura, la segunda película de ficción del director colombiano Jorge Navas (La sangre y la lluvia).

La película no es un drama, sino una historia de resistencia a través de la música. Harvey y sus tres amigos le huyen a la criminalidad participando en un campeonato nacional de baile. La sombra de este flagelo los mantiene acechando y entre ellos se apoyan para no dejarse contaminar.

Somos Calentura es una película de música y de baile que narrativamente ofrece una trama distinta a las producciones de igual origen al tener como protagonista a un grupo de hombres bailarines, de raza negra, sin la figura predominante de una mujer o una historia de amor como detonante de sus arcos dramáticos. Tampoco es de aquellas que nos muestra la lucha por alcanzar el sueño de su protagonista, los tropiezos del camino, la escuela, las negaciones, los sacrificios por ser el número uno y al final su victoria.

En lo musical, la novedad está en todos esos nuevos sonidos de las fusiones urbanas entre la música del Pacífico con instrumentos tradicionales como las marimbas, con la salsa choque, el rap, el hip hop y el reguetón. Las coreografías de los bailes fueron grabadas de forma audaz y en tomas generales, de planos abiertos, aprovechando que sus protagonistas no necesitaban de dobles (la mayoría o todos son profesionales o se han dedicado a la danza urbana) y son ejecutadas por ellos mismos. La jerga también es otro componente que le da vida y autenticidad a la historia. Finalmente está la sombra de la violencia y las bandas criminales como arco narrativo que le da otra dinámica a esta película y le inyecta un componente de acción y de realismo. 



Puede que toda esa descarga de música y baile – compuesta por más de 50 momentos musicales – termine pesando al espectador y pierda algo de concentración, aunque quizá esto ocurra porque las producciones de estos géneros terminan casi siempre costando un poco más dado su estructura. Algo de reiteración en los bailes y falta de desarrollar, de hacer menos obvia, la trama entorno a los delincuentes son su punto débil. En todo caso, la apuesta por el cine de género, por uno poco o nada explotado en el país, son meritorios, como también la intención de ir cambiando los prejuicios entorno a la violencia, a una región y su gente. Las intenciones de Navas con esta producción no es la de entregar una historia densa, pero sí muy tratada en su propuesta estética, cuidando muy bien el sonido, el montaje y la fotografía saturada de colores intensos y neones. 

Somos Calentura aparece en el cine colombiano como muestra de una filmografía cada vez más variada, refrescante y sugerente en donde en medio de la marginalidad, la música y el baile se erigen como una gran fuerza liberadora que contagia e inspira.

Ficha Técnica

  • Director: Jorge Navas
  • Géneros: Música, Baile
  • Duración: 104 minutos
  • Guion: Diego Vivanco, Steven Grisales
  • Reparto: Duván Arizala; Miguel Ángel Micolta; Julio Valencia; Heidy Mina
  • Fotografía: Luis Otero
  • Arte: Jaime Luna
  • Sonido Directo: Augusto Hernández
  • Sonido: Martín Grignaschi
  • Montaje: Gustavo Vivanco
  • Música: Rocca
  • Coreografías: Rafaél Palacios, Julio Valencia
  • País: Colombia
  • Año: 2018



 


Suscríbete - CineVistAmigos

Síguenos en Twitter

Síguenos en Instagram